La Policía Nacional investiga un macrofraude de 4 millones de euros en la EMT de Valencia.

Poco a poco comienzan a desvelarse detalles de la estafa que ha dejado un agujero de cuatro millones de euros en la EMT. El presidente de la entidad, Giuseppe Grezzi, ha desvelado en la tarde del viernes que el dinero se envió a una cuenta de China.

«No se ha empleado la mínima diligencia exigible», lamentó el presidente de la EMT, que ha criticado que no se ha seguido el protocolo de firma electrónica mancomunada que es necesario para las trasferencias que ordena la empresa. 

Aunque el relato de los hechos no está claro, todo parece indicar que la trabajadora facilitó los datos necesarios para ordenar ocho trasferencias por valor de cuatro millones de euros a terceros desconocidos por la EMT. Lo hizo tras recibir un correo electrónico del mismo Grezzi, según ha informado El País. El concejal, cabe recordar, ha reconocido que su cuenta fue una de las vulneradas por este ataque telemático.

Se ha hecho una estafa en contra de una empresa pública de esta gravedad y contra los valencianos y es un quiebro económico muy importante»,

La trabajadora despedida permitió, supuesta mente, la falsificación de las firmas de otros dos directivos y se suplantó la identidad del propio presidente de la empresa.

Presuntamente la trabajadora es la culpable. Pronto han encontrado una cabeza de turco, pero esto acaba de empezar y es poco creíble que una trabajadora por iniciativa propia pueda hacer esto, por lo que hay investigar y buscar los cerebros de la operación caiga quien caiga y recuperar todo el dinero, Y exigir al Señor Grezzi su dimisión como responsable político junto al  director gerente de la EMT, Josep Enric García Alemany por incompetentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
GOOGLE
Twitter
YouTube
INSTAGRAM