Casa Caridad alerta de un fuerte aumento de la pobreza en València

La desigualdad no entiende de género, edad o nacionalidad. Cada vez más personas necesitan cubrir sus necesidades más básicas y establecer una red de apoyo que le facilite salir de su situación actual. 2018 ha sido un año complicado, con un notable aumento de mujeres, jóvenes y migrantes que acudieron cada día a Casa Caridad. De hecho, alrededor de 300 personas diarias de media han acudido a los comedores sociales de la entidad, la cifra más alta de los últimos cinco años. Son algunos de los datos que se desprenden del análisis sobre vulnerabilidad que ha elaborado la ONG, unas cifras que comienzan a ser alarmantes y advierten sobre la tendencia de los últimos meses que refleja que cada vez más personas se encuentran en situación de exclusión social.

Casa Caridad ha registrado un aumento significativo en todos los perfiles que acuden a la entidad ya sea por género, origen o edad. Por edad, casi el 80% de las personas atendidas están en edad laboral, entre los 18 y 60 años. “Especialmente preocupante es el aumento del colectivo entre 18 y 30 años que necesitan de nuestros servicios y cuya presencia se ha duplicado en el último año. Son personas jóvenes, la gran mayoría extranjeros, recién llegados a València, sin trabajo y con dificultades de inserción laboral, que puede derivar en una situación de cronicidad”, apunta la directora gerente, Guadalupe Ferrer.

Respecto al origen, el número de españoles sin recursos ha aumentado un 8,4% y su peso se sitúa en un 30% del total de usuarios de Casa Caridad. La gran mayoría de estas personas superan los 50 años, no tienen trabajo, presentan algún problema mental o adicción al alcohol o drogas, y no cuentan con una red de apoyo familiar.

FUENTE :LEVANTE Ver la noticia completa PINCHA AQUI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
GOOGLE
Twitter
YouTube
INSTAGRAM