Luis Companys asesinó a más de 8.000 personas, en su mayoría católicos.

“A Luis Companys, le daban ataques, se tiraba de los pelos, arrojaba cosas, se quitaba la chaqueta, rasgaba la corbata, se abría la camisa. Este comportamiento era típico”.

La violencia acompañó a Luis Companys toda su vida, y muy especialmente al estallar la Guerra Civil. Creó el Comité Central de Milicias Antifascistas de Cataluña, que asesinó a millares de catalanes. Los cálculos varían de 8.000 a 9.000 asesinatos, entre cuyas victimas había un buen número de periodistas, que trabajaban en medios.

Pero el mayor número de las víctimas de las que es responsable Luis Companys, fueron perseguidos y asesinados por ser católicos. Y algunos de una manera tan cruel, como fue el caso de las hermanas de sangre Carmen, Rosa y Magdalena Fradera Ferragutcasas, que las tres profesaron como Misioneras del Corazón de Maríalas que desnudaron, las violaron hasta acabar con su vida. O como Apolonia Lizárraga y Ochoa de Zabalegui, superiora general de las Carmelitas de la Caridad, que fue sometida a todo tipo de vejaciones y malos tratos, aunque por pocos días.

Por ofrecer un dato indicativo, decir que de los 5.060 sacerdotes que ejercían su ministerio en las ocho diócesis catalanas -Lérida, Tortosa, Tarragona, Vic, Barcelona, Gerona, Urgell y Solsona- fueron asesinados 1.541, lo que equivale al 30,4% del total.

Hablando sobre el problema religioso, un mes después de estallar la guerra, él mismo exclamó que este problema no se planteaba siquiera, porque todas las iglesias habían sido destruidas.

Ver la noticia en Hispanidad.com, VER AQUÍ.


“A Luis Companys, li donaven atacs, es tirava dels pèls, tirava coses, es llevava la jaqueta, esgarrava la corbata, s’obria la camisa. Este comportament era típic”.

La violència va acompanyar a Luis Companys tota la seua vida, i molt especialment en esclatar la Guerra Civil. Va crear el Comité Central de Milícies Antifascista de Catalunya, que va assessinar a millers de catalans. Els càlculs varien de 8.000 a 9.000 assessinats, entre que les seues victimar hi havia un bon número de periodistes, que treballaven en mijos.

Pero el major número de les víctimes de les que és responsable Luis Companys, varen ser perseguits i assessinats per ser catòlics. I alguns d’una manera tan cruel, com va ser el cas de les germanes de sanc Carmen, Rosa i Magdalena Fradera Ferragutcasas, que les tres varen professar com a Misionero del Cor de María, a les que varen despullar, les varen violar fins a acabar en la seua vida. O com Apolonia Lizárraga i Ochoa de Zabalegui, superiora general de les Carmelitas de la Caritat, que va ser somesa a tot tipo de vexacions i malos tratos, encara que per pocs dies.

Per oferir una senya indicativa, dir que dels 5.060 sacerdots que eixercien el seu ministeri en les huit diòcesis catalanes -Lleida, Tortosa, Tarragona, Vic, Barcelona, Girona, Urgell i Solsona- varen ser assessinats 1.541, lo que equival al 30,4% del total.

Parlant sobre el problema religiós, un més despuix d’esclatar la guerra, ell mateixa va exclamar que este problema no es plantejava siquiera, perque totes les iglésies havien segut destruïdes.

Vore la notícia en Hispanidad.com, VORE ACÍ.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Facebook
Twitter
YouTube